Los liquidadores de las Bahamas rechazan la validez de la declaración de quiebra de FTX en EE.UU.

El liquidador provisional que supervisa el procedimiento de quiebra de FTX Digital Markets dice que FTX no estaba autorizada a declararse en quiebra en Estados Unidos sin su aprobación.

Brian Simms, el liquidador provisional designado por el tribunal que supervisa el procedimiento de quiebra de FTX Digital Markets en las Bahamas, ha puesto en duda la validez de la solicitud de quiebra en virtud del capítulo 11 presentada por la filial FTX Trading y otras 134 filiales ante un tribunal de Delaware el 14 de noviembre.

En el documento del 15 de noviembre, Simms solicitó el Capítulo 15 de Quiebra en el Tribunal de Quiebras de los Estados Unidos en el Distrito Sur de Nueva York, que se utiliza cuando un representante extranjero del deudor busca el reconocimiento en los Estados Unidos de un procedimiento de insolvencia extranjero pendiente.

En la presentación, Simms señala que FTX Digital no forma parte de la Petición de Delaware, y dice que, como liquidador provisional, es el único «autorizado a realizar cualquier acto que incluya, entre otros, la presentación de la Petición de Delaware», y añade:

«La Orden de Liquidación Provisional despoja a los directores de FTX Digital de la capacidad de actuar, o ejercer cualquier función, para o en nombre de FTX Digital, a menos que yo se lo indique expresamente por escrito».

El abogado con sede en las Bahamas argumenta que debido a que él «no autorizó ni aprobó nada, por escrito o de otra manera,» rechaza la «validez de cualquier supuesto intento de poner a FTX Affiliates en quiebra».

Además, señala que «toda la marca de FTX fue operada en última instancia desde un único lugar: Las Bahamas. Todo el personal de gestión principal también estaba ubicado en las Bahamas».

El exchange de activos digitales FTX fue fundado en mayo de 2019 por Sam Bankman-Fried (SBF) en Hong Kong, pero después de la prohibición de las criptomonedas en China, SBF trasladó la empresa a la capital de Bahamas, Nassau, en septiembre de 2021.

Simms no ha pedido al tribunal que desestime el procedimiento de bancarrota de EE.UU., afirmando que «no se solicita actualmente ninguna medida cautelar para el requerimiento o la desestimación del Capítulo 11», sino que solicita que los tribunales de EE.UU. reconozcan las acciones legales que tienen lugar en las Bahamas.

Sin embargo, señala que «es posible que las filiales de FTX que se acogieron al Capítulo 11 se vean afectadas por la medida provisional solicitada».

El Capítulo 11 es utilizado por las empresas para ayudarlas a reorganizar sus deudas y pagar a los acreedores mientras continúan sus operaciones.

El nombramiento de los liquidadores provisionales se produjo después de que el regulador de valores de las Bahamas suspendiera el estatus de registro de FTX y congelara los activos de su filial local el 10 de noviembre.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión

Sigue leyendo:

Free website hits